Un Guèye arrepentido dice ahora que se quiere quedar

| | , ,

La historia interminable entre Libasse Guèye y el Pontevedra CF SAD ha escrito una nueva página, pero no la última. El de Senegal dio hoy, y con interprete mediante, su primera rueda de prensa como jugador del Pontevedra para dar sus explicaciones por la falta de consideración ante afición, compañeros y club al que representa al no presentarse a su puesto de trabajo luego de marcharse a su país para las vacaciones en navidad y, tal y como comentaron desde el club, para también arreglar su documentación de visado.

Sancionado

La rueda de prensa fue abierta por el Director General del Pontevedra CF, Marcos del Río, quien confirmó que a Guèye se le ha abierto un expediente disciplinario con sanción económica elevada, sin precisar ni desde el club ni desde la parte del jugador a cuánto asciende esta cantidad.

Por otra parte y mientras la medida del expediente siga abierta el futbolista deberá regresar a su puesto de trabajo, algo que deberá hacer mañana mismo en el segundo entrenamiento de la semana tras el descanso de la jornada de hoy. Antes del entreno Guèye deberá verle las caras a sus enfadados compañeros para pedirles disculpas, explicarles lo ocurrido y ver qué opina el vestuario de su posible regreso, sea momentáneo o definitivo.

El club se reunirá con el agente de Libasse este jueves

Más reuniones

Como hemos dicho, la página hoy escrita en esta novela senegalesa no es la última. Todavía queda mucha tinta que gastar escribiendo nuevas entregas de una historia que desde Pontevedra estamos condenados a vivir pos fascículos a pesar de que pasaron casi tres meses desde la penúltima entrega editada hasta hoy.

Este jueves volverá a haber novedades cuando el representante del futbolista acuda a la ciudad para tratar de negociar este expediente disciplinario con el club y ver cómo se resuelve el futuro de Guèye. No hay ninguna opción descartable, ni que se marche rescindido ni que vuelva a vestirse de corto. Todo queda pendiente de la reunión entre agente y club. Un agente, por cierto, al que Guèye en su rueda de prensa no dudó el culpar diciendo que suyo fue el consejo de optar por quedarse en su país.

Pocos minutos

Las explicaciones del jugador de 19 años fueron claras. Libasse no regresó a su puesto de trabajo porque no estaba contento con los minutos que le daba Antonio en el campo y tenía su decisión tomada, o al menos eso dijo en su comparecencia, antes incluso del doblete ante el Tenerife con el que dejó tan buen recuerdo antes de su acto de indisciplina. El cambio de entrenador parece que tampoco le animó a regresar, por lo que no parece tampoco un problema con el técnico.

Guèye comentó que se mensajeó con la presidenta para decirle que no estaba contento con esta situación y que quería ser traspasado. En ningún caso en estos mensajes se planteó la posibilidad de que no regresase a Pontevedra.

Perdón

La rueda de prensa de hoy fue aprovechada por Libasse para pedir perdón a “todos los habitantes de Pontevedra”, a la afición, al club y también a los jugadores de los cuales reconoció que le parece “normal” que estén enfadados con él.

Guèye enfatizó especialmente en tres nombres de peso de dentro del vestuario: Álex González, Charles y Rufo. Tres compañeros hoy dolidos con él pero a los cuáles quiso agradecer el trato en los momentos en los que “no estaba bien”. Esto no hace otra cosa que confirmar la calidad humanda que existe en este vestuario al que Libasse traicionó.

Se quiere quedar

El giro de tuerca a toda esta historia viene en la intención y voluntad del ex canterano del Valencia. Y es que, contra todo pronóstico, ahora Libasse dice que se quiere quedar. El apoyo de la afición (el que tenía en su momento, no ahora) y el de “algunos” compañeros ha hecho que cambie de idea tras varias semanas alejado de lo que es el día a día de un futbolista.

Guèye admitió que lo que hizo “fue un error” y que debería haber regresado en día y hora para resolver sus diferencias con el club de manera directa y no a través de sus agentes y sin moverse de Senegal.

Anterior

Respeto

Vuelven las invitaciones para socios en el partido contra el Linares

Seguinte

Leave a Comment

A historia interminable entre Libasse Guèye e o Pontevedra CF SAD escribiu unha nova páxina, pero non a última. O de Senegal deu hoxe, e con interprete mediante, a súa primeira rolda de prensa como xogador do Pontevedra para dar as súas explicacións pola falta de consideración #ante afección, compañeiros e club ao que representa ao non presentarse ao seu posto de traballo logo de marcharse ao seu país para as vacacións en nadal e, tal e como comentaron desde o club, para tamén arranxar a súa documentación de visado.

Sancionado

A rolda de prensa foi aberta polo Director Xeral do Pontevedra CF, Marcos del Río, quen confirmou que a Guèye abríuselle un expediente disciplinario con sanción económica elevada, sen precisar nin desde o club nin desde a parte do xogador a canto ascende esta cantidade.

Por outra banda e mentres a medida do expediente siga aberta o futbolista deberá regresar ao seu posto de traballo, algo que deberá facer mañá mesmo no segundo adestramento da semana tras o descanso da xornada de hoxe. Antes do adestro Guèye deberá verlle as caras aos seus enfadados compañeiros para pedirlles desculpas, explicarlles o ocorrido e ver que opina o vestiario do seu posible regreso, sexa momentáneo ou definitivo.

O club reunirase co axente de Libasse este xoves

Máis reunións

Como dixemos, a páxina hoxe escrita nesta novela senegalesa non é a última. Aínda queda moita tinta que gastar escribindo novas entregas dunha historia que desde Pontevedra estamos condenados a vivir pos fascículos a pesar de que pasaron case tres meses desde a penúltima entrega editada ata hoxe.

Este xoves volverá haber novidades cando o representante do futbolista acuda á cidade para tratar de negociar este expediente disciplinario co club e ver como se resolve o futuro de Guèye. Non hai ningunha opción descartable, nin que se marche rescindido nin que volva vestirse de curto. Todo queda pendente da reunión entre axente e club. Un axente, por certo, ao que Guèye na súa rolda de prensa non dubidou o culpar dicindo que seu foi o consello de optar por quedar no seu país.

Poucos minutos

As explicacións do xogador de 19 anos foron claras. Libasse non regresou ao seu posto de traballo porque non estaba contento cos minutos que lle daba Antonio no campo e tiña a súa decisión tomada, ou polo menos iso dixo na súa comparecencia, antes mesmo do dobrete #ante o Tenerife co que deixou tan bo recordo antes do seu acto de indisciplina. O cambio de adestrador parece que tampouco lle animou a regresar, polo que non parece tampouco un problema co técnico.

Guèye comentou que se enviou mensaxes coa presidenta para dicirlle que non estaba contento con esta situación e que quería ser traspasado. En ningún caso nestas mensaxes expúxose a posibilidade de que non regresase a Pontevedra.

Perdón

A rolda de prensa de hoxe foi aproveitada por Libasse para pedir perdón a “todos os habitantes de Pontevedra”, á afección, ao club e tamén aos xogadores dos cales recoñeceu que lle parece “normal” que estean enfadados con el.

Guèye salientou especialmente en tres nomees de peso de dentro do vestiario: Álex González, Charles e Rufo. Tres compañeiros hoxe doídos con el pero aos cales quixo agradecer o trato nos momentos nos que “non estaba ben”. Isto non fai outra cousa que confirmar a calidade humanda que existe neste vestiario ao que Libasse traizoou.

Quérese quedar

O xiro de porca a toda esta historia vén na intención e vontade do ex canteirán do Valencia. E é que, contra todo prognóstico, agora Libasse di que se quere quedar. O apoio da afección (o que tiña no seu momento, non agora) e o de “algúns” compañeiros fixo que cambie de idea tras varias semanas afastado do que é o día a día dun futbolista.

Guèye admitiu que o que fixo “foi un erro” e que debería regresar en día e hora para resolver as súas diferenzas co club de maneira directa e non a través dos seus axentes e sen moverse de Senegal.

Anterior

Respeto

Vuelven las invitaciones para socios en el partido contra el Linares

Seguinte

Leave a Comment